EnglishDeutschRussischArabischSpanischItalienischFranzösischchinese
cerca× Llámenos +49 6221 56 6243

Principales criterios de selección para transplante experimental autólogo de células madre (TACM) para el tratamiento de la esclerosis multiple

Se trata de una terapia experimental, cuya superioridad respecto de otras formas autorizadas de tratamiento no ha sido comprobada por estudios comparados. Al igual que otros tratamientos de inmunomodulación autorizados, esta terapia tampoco logra revertir los daños ya causados al sistema nervioso. Dado que el TACM encierra importantes riesgos, solo se considera su aplicación cuando la enfermedad sigue activa a pesar del tratamiento con otros métodos autorizados contra la esclerosis múltiple.

En líneas generales, la posibilidad de un transplante autólogo de células mádre se toma en consideración cuando

  • se presenta una forma recidivante altamente activa de esclerosis múltiple pese a, por lo menos, dos tratamientos de inmunomodulación*
  • no hayan transcurrido más de 10 años desde la primera manifestación de la enfermedad ni más de 5 años desde la primera terapia de inmunomodulación
  • la EDSS (Escala de discapacidad o escala de Kurtzke) es de entre 2,5 y 5,5
  • no existen contraindicaciones médicas a un transplante de células madre

* La actividad debe estar documentada por medio de un aumento de más de 1 punto en la EDSS en los últimos dos años y un incremento de la carga lesional en la TRM cerebral. El tratamiento de inmunomodulación debe comprender al menos una terapia de base (interferón, acetato de glatiramer) y al menos una terapia suplementaria (dimetilfumarato, fingolimod, natalizumab, teriflunomida, mitoxantrona). Estos criterios deben quedar documentados por la opinión del neurólogo tratante.

Aun en caso de cumplirse estos criterios, la decisión de proceder a un transplante autólogo de células madre se toma tras un cuidadoso examen y depende, además, de otros factores no mencionados en el presente texto.